Amoníaco Anhidro

amoníaco anhidro 82%

Nuestra empresa ofrece el servicio de venta y aplicación de amoníaco anhidro, el fertilizante nitrogenado de mayor concentración, utilizándose como abonado de fondo o de cobertura. Agrar Fertilizantes realiza la aplicación de amoníaco anhidro con equipos propios de gran precisión, que suponen un ahorro para el cliente por su dosificación exacta, una distribución más uniforme, mayor productividad y un retorno de inversión más rápido.

¿Qué es el amoníaco Anhidro?

El amoníaco anhidro es el fertilizante nitrogenado de mayor concentración (82,3%) que existe en el mercado.
Al mismo tiempo, constituye la base para la fabricación de la mayoría de los fertilizantes sólidos nitrogenados y complejos. Se maneja y almacena bajo presión en estado líquido; en estas condiciones se inyecta directamente en el suelo; es decir, como abonado de fondo.

Aplicación del amoníaco anhidro

Una vez inyectado el amoníaco recupera su estado gaseoso natural y se extiende en la tierra ocupando de una manera uniforme a toda la capa arable.
Aquí queda fijado instantáneamente en el complejo arcillo- húmico del suelo, de modo que no pueda ser arrastrado por las aguas de lluvia o de riego y hasta que la planta lo necesite.
Cuando las condiciones de humedad y temperatura del suelo son favorables, comienza la nitrificación; es decir, la progresiva transformación del amoniaco en sales nitrosas y posteriormente en nitratos.

Equipos de almacenamiento y aplicaciones

El amoniaco se distribuye desde los centro que Agrar S.A tiene instalados por toda la región. La inyección o aplicación del amoníaco ser realiza mediante unas abonadoras especiales que constan esencialmente de un pequeño depósito, un dosificador que regula exactamente la dosis y unas rejas inyectoras a través de las que es localizado a la profundidad adecuada. Tanto las abonadoras o aplicadores, como las nodrizas de las que se suministran, son de fácil y segura manipulación, siempre que se cumplan las normas apropiadas. No obstante, Agrar, S.A., continuando con su línea de servicio, dispone, a través de sus distribuidores, de los medios necesarios, para aplicar directamente el amoníaco anhidro en las fincas de todos agricultores que así lo prefieran.

Ventajas del amoníaco anhidro

  • Facilita nitrógeno amoniacal a los cultivos que, como los cereales, lo prefieren así en la primera fase de su desarrollo.
  • Pone, de forma progresiva, a disposición de las raíces el nitrógeno nítrico que necesitan.
  • Al quedar localizado, favorece el desarrollo de las raíces hacia las zonas más húmedas. Esto es de gran importancia en los secanos de baja pluviometría.
  • Otras acciones del amoniaco son: Efecto final acidificante; favorece la descomposición de la materia orgánica, y como consecuencia libera otros elementos, tales como el fósforo y el potasio; efecto nematicida; etc.
  • Economía y comodidad
  • Reduce el empleo de mano de obra.
  • Período de aplicación amplio.
  • El agricultor no tiene que invertir, si no quiere, en equipos de inyección.
  • Mejor dosificación y distribución
  • Suprime el saquerío; los trasvases son mecánicos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.